Nadal emprende un nuevo retorno al circuito

El español Rafael Nadal defenderá desde mañana el título en el torneo de tenis de Doha, donde emprenderá un nuevo regreso al circuito después de la operación a la que se sometió en el apéndice a fines de 2014.

Etiquetas: 

00107519-original.jpeg

El español Rafael Nadal.

Tras participar la semana pasada en la exhibición de Abu Dabi, donde fue vapuleado por el británico Andy Murray y luego derrotó al suizo Stanislas Wawrinka, el español debutará en primera ronda ante el alemán Michael Berrer, 127 del escalafón mundial.

El torneo qatarí será el escenario oficial de un nuevo retorno de Nadal al tenis, tras una segunda mitad del 2014 en la que prácticamente no vio acción.

El serbio Novak Djokovic es la otra gran atracción de uno de los torneos que abre el calendario 2015, pero el regreso de Nadal atrae gran parte de los focos en Doha.

Prácticamente desde la salida del aeropuerto internacional, la imagen del español es la que resalta en los carteles de publicidad de la extensa avenida marítima Al Corniche, en la bahía este de Qatar en el Golfo Pérsico.

Y la mayoría de las páginas de deportes de los periódicos locales coincidieron en cuanto a los objetivos del español en un nuevo año: "Nadal busca en Doha mejorar su estado de forma".

El español aseguró estar ya recuperado físicamente de la operación que tuvo a fines de 2014, pero advirtió que su único objetivo por ahora es jugar la máxima cantidad de partidos.

"(El objetivo es) jugar lo más posible. Mientras más juegue más me ayudará. Necesito tiempo para mejorar, pero es normal", afirmó el número tres del ranking.

De todos modos, su participación este año en Doha no será una más. Su elección de comenzar la temporada en la capital del emirato lo coloca en lo que él considera su primer torneo en seis meses. "No importa si jugué en Pekín y Basilea. Eso no fue jugar para mí. No fue nada. Yo cuento con que no juego desde Wimbledon. Ha pasado mucho tiempo otra vez", añadió.

Francis Roig, entrenador de Nadal cuando no acude a los torneos con su tío Toni, coincidió con el análisis. "Siempre cuesta después de tanto tiempo afuera. Fue raro, jugó un par de torneos después de Wimbledon pero realmente no estaba en competición. Muchas veces le ha funcionado estar afuera y volver, pero es complicado. La exhibición en Abu Dabi sirvió y en Doha siempre intentamos entrenar un poco más de lo normal, para que tome ritmo", aseguró a dpa

Nadal, de 28 años, competirá por séptima vez en Doha, donde además del título del año pasado fue finalista en 2010.

El español regresará en Qatar tras la operación a la que se sometió el 3 de noviembre, un mes después de detectársele un "principio de apendicitis" que disminuyó claramente su juego y lo obligó a perderse el Masters de Londres.

"Evidentemente lo importante es tomar ritmo, llegar a su máximo nivel. Rafael es muy buen jugador, puede tardar tres o cuatro semanas, ocho semanas para sentirse a gusto, pero al final volverá, es demasiado bueno para no hacerlo", añadió Roig.

Los acristalados e imponentes rascacielos de Doha rodean al lujoso Complejo Internacional Khalifa, ese que en los últimos cinco años consecutivos tuvo y tiene a Nadal como a uno de sus tenistas predilectos. Como muestra, basta con acercarse a ver un entrenamiento del español en la pista número 2, en la que lo observan cientos de fanáticos. Paciente, pega diez bolas de derecha y otras diez de revés, como le pide Roig.

Por allí también pasa Younes El Aynaoui, ex tenista marroquí que fue campeón del torneo en 2002 y recientemente fue seleccionado como capitán de Qatar en la Copa Davis.

"Nadal ya demostró que puede hacerlo y volver con seguridad, este torneo va a ser fundamental para él", remarcó El Aynaoui a dpa.

"Con la edad, cada vez le va a costar más. De todas formas, ya sabemos que con Nadal puede pasar cualquier cosa, siempre tiene ganas de hacer todo bien. Estoy seguro de que su objetivo es llegar bien lejos aquí. Si no gana el torneo o al menos trepa hasta la final, estará decepcionado", agregó.

El torneo servirá también a Nadal para debutar de manera oficial con la nueva tecnología en su raqueta Babolat. La AeroPro Drive Play es la primera en la historia en estar conectada a internet.

Dentro del mango de su raqueta, Nadal tendrá unos sensores que permiten contar el número de golpes, localizar el impacto de los mismos, tiempo de juego y nivel de impacto de la pelota, entre otras cosas.

"Empieza una nueva temporada, así que para mí es un nuevo desafío y una nueva motivación", dijo Nadal. Jugar muchos partidos, el principal plan del español. (DPA)