Denuncian penalmente al titular de la SCT y a Juan Osuna de OHL por corrupción

Paulo Diez denuncia al titular de la SCT y a Juan Osuna de OHL , y afirma lo siguiente: "El secretario Ruiz Esparza miente una vez más. La Segunda Modificación del Título de Concesión de la Autopista Amozoc-Perote es un acto ilegal, producto de probables delitos por hechos de corrupción".

Los documentos son públicos y pueden ser consultados por cualquier persona.

El secretario Ruiz Esparza “prefechó” la modificación de la Segunda Modificación para evadir la aplicación de la ley, que lo obligaba a obtener (previo a la modificación) la opinión favorable de la Secretaría de Hacienda respecto de la viabilidad económica del proyecto, así como la determinación de las contraprestaciones que OHL debió pagar por la prórroga de la concesión.

Evidentemente, el secretario Ruiz Esparza no obtuvo esa opinión favorable (imposible de obtener), ni cobró contraprestación alguna por la ampliación del plazo de vigencia de la Concesión. No por lo menos una contraprestación pagadera al gobierno federal.

El cumplimiento de las condiciones y obligaciones de OHL bajo el Título de Concesión, es y era una condición necesaria (aunque no suficiente) para la modificación del mismo.

Documentos de la propia SCT evidencian los numerosos incumplimientos de OHL bajo el Título de Concesión, incluyendo el retraso de casi 5 años en el inicio de operación de la Autopista, lo que no fue obstáculo para que el secretario Ruiz Esparza manifestara en la Segunda Modificación lo siguiente:

“Que a la fecha ‘La secretaría no ha detectado incumplimiento de las obligaciones contenidas en el Título de Concesión por parte de ‘La Concesionaria’…”

A partir de esta mentira, el secretario Ruiz Esparza modificó el Título de Concesión para “premiar” a OHL por el retraso en el inicio de operación de la autopista (producto de los incumplimientos de OHL) y la supuesta aportación de capital de riesgo adicional.

Ni el retraso en el inicio de operación de la autopista ni la aportación de capital de riesgo

adicional dan lugar a la modificación del Título de Concesión. Para ello era necesario que existiera una afectación de más de 5 por ciento en el equilibrio económico de la Concesión, producto de:

  • Circunstancias de orden económico de carácter general;
  • Caso Fortuito; o
  • Fuerza Mayor.

En la realidad no se actualizó ninguno de estos supuestos, de modo que el Título de Concesión no podía ser modificado válidamente. Lo que se hizo carece de sustento legal.

Según el secretario Ruiz Esparza, la modificación era necesaria para permitir a OHL recuperar una supuesta sobreinversión de $300 millones de pesos. Esto tampoco se sostiene.

Si sólo durante 2015 la Autopista tuvo ingresos de 550 millones de pesos, ¿por qué se amplió 30 años más el plazo de concesión y por qué se autorizó un incremento tarifario de 41.70 por ciento real (es decir, adicional a la inflación) en un período de 6 años?

¿Cuál es el valor de los flujos de efectivo esperados en la Autopista Amozoc-Perote (incluyendo el Libramiento de Perote) durante la ilegal prórroga otorgada por el secretario Ruiz Esparza, considerando el ilegal incremento tarifario autorizado y los incrementos esperados en el aforo vehicular?

Esto es lo primero que debe responder el secretario Ruiz Esparza, ante el Ministerio Público de la Federación, en lugar de enviar “trascendidos” y declarar a los medios que quien lo denuncia lo hace por venganza, enojo o envidia.

Como ha dicho Kofi Annan en el Prefacio a la Convención de Naciones Unidas contra la Corrupción, la corrupción es una “plaga insidiosa” que entre muchas otras cosas, distorsiona los mercados, y cuyos “efectos son especialmente devastadores en el mundo en desarrollo”, del que México forma parte.

Con esta denuncia y otras que presentaré pronto, contribuyo con mi granito de arena a la lucha contra la corrupción y contra la impunidad.