Texas, la zona cero del asalto al aborto en EE.UU.

Las alternativas a abortar en Texas caben en la pizarra de una clínica en El Paso: dos semanas de espera para una cita en Colorado, tres en Nuevo México, cuatro en Kansas... Un preludio de lo que ocurrirá en buena parte de EE.UU. si el Tribunal Supremo erosiona el derecho a interrumpir el embarazo.